Ecoblog

Información y Opinión para la Era Ambiental

martes, enero 25, 2005

200 veces más rápido

Es el ritmo al que están desapareciendo las especies animales y vegetales en el planeta: 200 veces superior al normal. En otros sitios se calcula que hasta 1000 veces mayor, pero desde París nos dicen:
"El 45% de los bosques han desaparecido, también el 10% de los corales, y el resto está gravemente amenazado"
Y todos en la Cumbre de la Biodiversidad en París se dan golpes de pecho, y proponen comités de expertos, y Conferencias Internacionales, y a ver si nos reunimos en 5 años, porque esto hay que analizarlo y ya veremos qué se hace...

Como dejemos nuestro futuro en manos de estos impresentables lo llevamos claro. No entienden más que de estimaciones de voto y acuerdos empresariales, de política ficticia alejada de los verdaderos problemas que no incrementa el bienestar de los gobernados, sino las arcas de los de siempre.
Esto me está saliendo sermón sin solución...¿la hay?
Yo creo que por lo menos hay muchos que lo están intentando,: démosles poder con votos, dinero, apoyo e imitación de conductas.

Dice Joaquín Araujo: "Nada es más peligroso para la vida que nos consideremos ajenos a ella"
En esta carrera de aniquilación, nosotros somos una especie más, que no se nos olvide.

Añadido: Akin también lo comenta en su bitácora

2 Comentarios:

At 11:45 a. m., Blogger José Luis said...

En el libro que estoy leyendo actualmente, "Extinción: La desaparición de las especies vivientes en el planeta", de Paul R. Ehrlich y Anne H. Ehrlich, aparece que la tasa de extinción calculada de especies de aves y mamíferos entre 1600 y 1975 era de entre cinco a cincuenta veces superior a lo que venía siendo normal anteriormente, y se temía que dicha tasa pudiera aumentar entre cuarenta y cuatrocientas veces más. El libro se escribió en 1980, por lo que se ve que la tendencia no andaba equivocada. Pero bueno, la gente está más preocupada por si sobreviven los capullos esos del programa de la Paula Vazquez (Yo deseo fervientemente que se los coma un leon o que pillen malaria, me da igual), que, por ejemplo, los chimpaces del parque de Gombe, que tanto han dado a la ciencia de la mano de Jane Goodall y que se ecuentran ya prácticamente condenados a la endogamia por aislamiento genético. Si yo tuviera una escoba...

 
At 1:47 p. m., Blogger lu said...

Ya he respondido a Akin.

Es todo lo que tengo que decir por el momento. :-)

 

Publicar un comentario

<< Home